domingo, 14 de diciembre de 2014

BACANAL MARISMEÑA

 
 Uno de los espectáculos que podemos ver estos días en la marisma son las formaciones de cormoranes que persiguen bancos de peces a los que tratan de orillar para capturar con mayor facilidad. De esta técnica de pesca se benefician otras especies que acompañan a los cormoranes con la certeza de que algo les caerá a ellos también.

 Garcetas comunes, gaviotas reidoras, espátulas y charranes patinegros son los más habituales acompañantes.
Los cormoranes se van sumergiendo tras el banco de peces y, cuando emergen, con o sin captura, vuelan rápidamente a la cabeza del grupo para iniciar de nuevo el proceso en una especie de bucle sin fin. 

 Garcetas y espátulas capturan los peces que huyen hacia la orilla, donde son atrapados y devorados con prontitud. Sin embargo las gaviotas prefieren piratear sus presas y sobrevuelan con aviesas intenciones las inmersiones de los cormoranes.

 La garceta grande se une discretamente al festín aunque se nota que no está muy cómoda en esta orgía gastronómica.

 Las gaviotas reidoras se encuentran en su salsa entre tanto follón. Sus victimas preferidas son los charranes patinegros que tratan de zafarse de la implacable persecución de las "simpáticas" gaviotas.

 Y son tan insistentes en su acoso que muchas veces los charranes sueltan su presa... simplemente por aburrimiento.

El Penal del Dueso como marco singular de la escena, no parece ser suficiente para disuadir de su actividad "delictiva" a las gaviotas.

Pd: Hemos abierto una página en Facebook de nuestro bar en Laredo: El Mazantini.
Tendrá su apartado dedicado a los pajareros que lo visitéis y ya veremos si algo más. Si queréis saber donde tomar algo cuando visitéis las Marismas de Santoña aquí os dejo la dirección (Bar Mazantini).
Y ya de paso, sean tan amables de darle a me gusta.
¡Muchas gracias!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada